El día de la ovulación se colocan dentro del útero mediante una fina cánula que se introduce a través del cuello del útero y se inyectan, sin molestia alguna para la mujer. Se trata de un proceso seguro, sencillo e indoloro que no requiere ingreso ni reposo, similar a una revisión ginecológica.

Inseminación Artificial Conyugal

El tratamiento de Inseminación Artificial Conyugal es la técnica de reproducción asistida más sencilla que existe. Te explicamos en qué consiste.

Inseminación artificial con donante de semen

La Inseminación Artificial con semen de donante (IAD) consiste en la colocación de una muestra de semen, previamente preparada en el laboratorio.


Inseminación Artificial Conyugal

El tratamiento de Inseminación Artificial Conyugal es la técnica de reproducción asistida más sencilla que existe. Te explicamos en qué consiste.

¿Qué es la Inseminación Artificial Conyugal?

La Inseminación Artificial Conyugal es una técnica mediante la cual se introducen en el útero espermatozoides de la pareja seleccionados de una muestra de semen especialmente preparada. Se utilizan los espermatozoides de mayor calidad y movilidad para que puedan llegar a fecundar el óvulo.

¿Cuándo se recomienda?

  • En casos de esterilidad masculina: Por causas anatómicas (incapacidad para depositar el semen en la vagina), psicológicas (impotencia, por ejemplo) o si existe oligoastenoteratozoospermia leve (la concentración, la movilidad y la morfología de los espermatozoides es más baja de la necesaria para conseguir un embarazo de forma natural).
  • En casos de esterilidad femenina: Ante alteraciones anatómicas y funcionales del cuello del útero (factor cervical), endometriosis (crecimiento de tejido endometrial fuera del útero) o disfunciones ovulatorias.
  • Esterilidad de origen desconocido.
  • Esterilidad inmunológica: Por la acción de anticuerpos antiespermáticos.

Fases de la IAC

  • Estimulación y control de los ovarios: Se puede aprovechar el ciclo natural de la mujer o bien realizar una pequeña estimulación de los ovarios mediante hormonas. Hacia el día 8 del ciclo se realiza el primer control ecográfico para supervisar el crecimiento folicular y el desarrollo del endometrio. Esta prueba se repite unos días más tarde hasta que hay un folículo maduro para hacer ovular. El paso siguiente es programar la IAC y administrar la hormona HCG para inducir la ovulación al cabo de 36 horas.
  • Capacitación de la muestra de semen: El hombre entrega la muestra de semen al laboratorio el mismo día de la inseminación. La muestra se prepara para separar los espermatozoides según su calidad, movilidad y capacidad fecundante. Como resultado de este proceso se obtiene una concentración de espermatozoides móviles de varios millones apta para la inseminación.
  • Inseminación: El día de la ovulación se introduce en el cuello del útero una fina cánula cargada con la muestra de espermatozoides para inyectarlos. No requiere anestesia y se realiza en modo ambulatorio. A los 15 días se puede efectuar un test de embarazo en orina.

Inseminación Artificial con donante de semen

La Inseminación Artificial con semen de donante (IAD) consiste en la colocación de una muestra de semen, previamente preparada en el laboratorio, en el interior del útero de la mujer con el fin de incrementar el potencial de los espermatozoides y las posibilidades de fecundación del óvulo.

¿Qué es la Inseminación con donante de semen?

En la Inseminación Artificial con semen de donante (IAD) se introducen en el útero espermatozoides procedentes del banco de semen de nuestro centro. La calidad y la cantidad de los espermatozoides son óptimas, ya que proceden de hombres jóvenes y sanos. En la selección de las muestras buscamos donantes con características físicas similares a las de la receptora o su pareja y con idéntico o compatible grupo sanguíneo.

La legislación española establece que el equipo médico sea el responsable de la elección del donante. Además, todas las donaciones son de carácter anónimo.

¿Cuándo se recomienda?

La IAD es recomendable cuando el hombre tiene alguna enfermedad hereditaria, sus testículos no producen espermatozoides (fallo testicular) o bien si existe oligoastenoteratozoospermia severa (la concentración, movilidad o morfología de los espermatozoides del hombre son mucho más bajos que lo necesario para conseguir un embarazo de forma natural). También en los casos de mujeres sin pareja masculina.

  • Estimulación y control de los ovarios: Se puede aprovechar el ciclo natural de la mujer o bien realizar una pequeña estimulación de los ovarios mediante hormonas. Hacia el día 8 del ciclo se realiza el primer control ecográfico para supervisar el crecimiento folicular y el desarrollo del endometrio. Esta prueba se repite unos días más tarde hasta que hay un folículo maduro para hacer ovular. El paso siguiente es programar la IAD y administrar la hormona HCG para inducir la ovulación al cabo de 36 horas.
  • Obtención de la muestra de semen: La muestra procede de un donante que ha superado un completo examen médico (análisis de semen, análisis de sangre y orina, exploración general, estudio de enfermedades de transmisión sexual, estudio genético y examen psicológico) que garantiza la calidad de los espermatozoides y descarta cualquier patología. Todos los donantes son mayores de edad y firman un documento de consentimiento y anonimato de la donación. El semen se congela antes de su utilización y se conserva durante un mínimo de 6 meses para asegurar el periodo de ventana inmunológica de ciertas enfermedades de transmisión sexual.
  • Inseminación: La inseminación se realiza de manera idéntica a la inseminación artificial conyugal (IAC), pero con el semen criopreservado de un banco de donantes. El día de la ovulación se introduce en el cuello del útero una fina cánula con la muestra de espermatozoides para inyectarlos. No requiere anestesia y se realiza en modo ambulatorio. A los 15 días se puede efectuar un test de embarazo en orina.