¿Qué significa fecundación in vitro?

5 mayo, 2016 Fecundación in Vitro

La Fecundación in Vitro (FIV) es una técnica de Reproducción Asistida que permite la fecundación del óvulo en el laboratorio

La Fecundación In Vitro (FIV) es una técnica de Reproducción Asistida que consiste básicamente en poner en contacto los ovocitos extraídos de una paciente, mediante punción ovárica, con los espermatozoides de su pareja, técnica que se realiza en el laboratorio.

Hoy en día la mayoría de ciclos de FIV se realizan mediante microinyección citoplasmática que consiste en inyectar al espermatozoide en el ovocito. En aquellos casos en los que el espermatozoide no presenta una forma adecuada para entrar en el óvulo, la FIV es especialmente útil cuando la concentración y la morfología de los espermatozoides está dañada.

Para saber si una pareja va a necesitar una Fecundación in Vitro es esencial realizar primero un estudio detallado a ambos miembros de la pareja. De la misma manera que el semen debe tener una determinada calidad mínima para ser empleado en una FIV, existen factores en la mujer que el especialista tiene en cuenta a la hora de aconsejar realizar esta técnica.

¿En qué casos se utiliza la FIV?

La Fecundación In Vitro puede ser de ayuda en aquellas mujeres que tienen problemas en las trompas de Falopio bien sea porque sus trompas estén obstruidas por infecciones que ha pasado, endometriosis o adherencias por cirugías. Otro motivo para indicar una Fecundación in Vitro es que hayan fallado técnicas como la inseminación artificial en parejas con infertilidad de origen desconocido o por factores masculinos severos que impiden realizar una inseminación artificial.

La microinyección intracitoplasmática de espermatozoides (ICSI, por sus siglas en inglés) es una técnica de reproducción asistida que se utiliza frecuentemente en tratamientos de fecundación in vitro. La ICSI suele indicarse cuando no es posible obtener un número suficiente de espermatozoides para realizar una FIV convencional por ausencia total de espermatozoides en el eyaculado o cuando los espermatozoides tienen poca o nula movilidad o presentan alteraciones morfológicas. También en el caso de que no haya sido posible conseguir el embarazo con una FIV convencional.

Existe una variedad de ICSI que consiste en inyectar en el óvulo espermatozoides que han sido previamente seleccionados con mejor morfología y mayor probabilidad de fecundar. Sin embargo, es una técnica que desde el punto de vista científico no tenemos claros todavía cuáles son sus indicaciones.

Como cada caso es único, los especialistas valorarán en cada caso cuál es la mejor técnica a realizar. Si tiene cualquier duda, no dude en contactarnos.

Etiqueta: , , , , , , ,

No hay comentarios.


Agregar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Comentario *

Nombre *
Correo electrónico *